Chaparrales, la playa desconocida de Veracruz

Hace unos días tuve la oportunidad de salir con la familia de mi novia a un pequeño paseo, el destino fue Poza Rica, Veracruz. Un lugar urbano rodeado de naturaleza cuyo clima es realmente caluroso.

En ese viaje tuve la suerte de conocer una playa de la cual jamás había oído. Su nombre es Chaparrales. Normalmente cuando uno piensa en ir a una playa, lo primero que se viene a la mente es muchísima gente. Ya sea nadando, en la arena o cosas por el estilo, pero en este caso fue algo totalmente distinto.

Te puede interesar: El magnífico color de los peces koi

Se siente como si la playa fuera para ti solo

El camino fue de aproximadamente una hora si no mal recuerdo. Llegando a la playa me encontré con una de las vistas más bonitas que he vivido, el coche se estacionó en un lugar elevado y de fondo un mar inmenso con tres o cuatro tonos de azul que se extendían hasta el horizonte; esto acompañado del verde intenso de la naturaleza abundante del lugar.  

Palmeras en Chaparrales, la playa desconocida de Veracruz
Contrapicado de palmeras en Chaparrales, la desconocida pero hermosa playa de Veracruz

La playa es prácticamente desconocida, lo cual como consecuencia hace que no muchas personas la visiten y gracias a ello es una playa muy bonita y limpia.

La naturaleza es abundante en este lugar, las palmeras son enormes y se alzan hacia un cielo completamente azul. Esto logra un contraste de colores maravilloso. Gracias a una persona muy especial, quedó plasmada en fotografía esta hermosa combinación de colores y formas.

Relacionado: Taxco, un gran pueblo mágico

Fue una experiencia inolvidable

Tener la oportunidad de conocer un lugar así me hace sentir muy afortunado. Momentos como este son los que hacen de esta vida ¡la mejor!

Espero te haya agradado esta pequeña anécdota, si la fotografía fue de tu agrado te invito a seguirla en mi Instagram. ¡Un saludo y hasta la próxima!

4 pensamientos sobre “Chaparrales, la playa desconocida de Veracruz”

  1. Pingback: Los colores de un imponente atardecer | El blog de AlanJPG

  2. Pingback: Mural en el kiosco de Papantla | El blog de AlanJPG

    1. En efecto es un paraíso, el clima, los colores, y la tranquilidad del mar era encantador, ¡un saludo y muchas gracias!

Deja un pensamiento