Menú Cerrar

Un trabajo arduo… uno que te podría salvar

En la fotografía del día de hoy tenemos como pequeño protagonista un abejorro (jicote, como lo conocemos en mi región) haciendo su arduo trabajo, tanto de recoger el polen y llevarlo a su colmenar, como polinizar las flores. Un trabajo que lo realiza día a día sin falta.

Espero poder hacerte reflexionar un poco sobre estas especies que en cierto punto están siendo amenazadas y siendo puestas en peligro de extinción casi cualquier polinizador. Y en muchas ocasiones por la ignorancia, el miedo o porque realmente a la gente no les importa.

Un mundo sin los polinizadores…

Un mundo sin ellos significa un corto plazo para los humanos y otras especies en la faz de la tierra, y eso es por el simple hecho que nadie más hace el trabajo que ellos realizan. Sin importar si nosotros lo comenzáramos a hacer de manera artificial, el resultado no sería el mismo, sin contar que vivir se volvería más caro de lo que ya es o se está convirtiendo.

¿Alguna vez te has puesto a pensar como sería en un futuro sin los recursos con los que contamos hoy? Imagina que vivas en un mundo post-apocalíptico, el oxígeno, el agua y el alimento serian vendidos a precios exuberantes. Eso sin mencionar que en algún punto se volvería más valioso que el mismo oro u otros minerales.

Abejorro en su labor diaria recogiendo polen.
Abejorro en su labor diaria recogiendo polen en campos de flor de cempasúchil y un fondo desenfocado.

“Nosotros no trabajamos para el presente… trabajamos para el futuro.”

Javier Pelcastre

Trátalos como si tu vida dependiese de ellos

Por esta y otras razones te pido que trates de cuidarlos y de concientizar a otros. Como respetar la vida de estos pequeños amigos, que no está de más hacerlo. Y que en algún punto esto será benéfico para todos.

Así como también te invito a que, si sabes algo más de este tema, puedas compartirlo con todos aquello que conoces y qué no, incluso a los que no.

Esta fue una fotografía que en lo particular me encantó ya que nunca me había sido tan difícil seguir un objetivo, en este caso, este abejorro que cambiaba de flor en flor. Después de muchos intentos fallidos en los que salía desenfocado, por fin pude capturarlo en esta pequeña flor.

También te puede interesar: Las redes de un mundo incierto

Por último te invito a seguirme en mis redes sociales, tanto en Facebook como Instagram. Y si te gusto mi escrito o fotografía, puedas comentar y compartir. Saludos y un abrazo.

¡Regálame una calificación!
0 votos

Relacionado

¡Quiero saber tu opinión!

A %d blogueros les gusta esto: