Apología de Sócrates: la muerte

  • Robertch 

La muerte, cuando se toca el tema de la muerte, cuando se habla y sale a mención, cuando se aproxima, cuando se cruza en nuestro camino o en el camino de alguien cercano a nosotros muchas veces es manejado como un tema “tabú” y nunca hay nada certero con ella. Que si es bueno, si es malo, doloroso o pacifico. Lo único que sabemos es que aquella nos espera seguro al final del camino.

Sócrates, uno de los más grandes filósofos griegos durante su diálogo a defensa en el juicio al que fue enfrentado «Apología de Sócrates» habla abiertamente de la muerte tocándola desde diferentes ángulos. Aunque todos con un significado similar, como ser humano es normal tener miedo a lo desconocido, a lo inexplorado o a todo aquello que pone en riesgo nuestra integridad física, pero… ¿Cuál es la brecha entre miedo y certeza?

Acueducto del Padre Tembleque, México.
Contraluz capturado al acueducto del Padre Tembleque. En Nopaltepec, Estado de México.

¿Miedo o certeza?

¿A qué hago referencia con esta pregunta? bien, veamos. Como mencioné antes, hablar de la muerte siempre viene rodeado de miedos, inquietudes o incertidumbre. Pero… Sócrates dice «El temor a la muerte, no es otra cosa que considerarse sabio sin serlo» ¿Por qué? algunos creen que la muerte es el peor de los males, que es lo peor que podría pasar o el final más trágico. Pero… ¿y si quizá la muerte es la mayor bendición del ser humano? Nadie lo sabe ni lo sabrá nunca. Entonces, ¿por qué temer como si supiéramos con absoluta certeza que es el peor de los males?

Al final solamente son cuestionamientos que podemos hacernos. Nadie conoce la muerte, ni siquiera si es, precisamente, el mayor de todos los bienes. Pero le temen como si supieran con certeza que se trata del mayor de los males.

Entonces… ¿qué es lo correcto?

¡VIVIR! Vive, vive como si no hubiera un mañana. Vive gustoso, vive gozoso, vive pleno, vive feliz, vive como tú lo desees, pero ¡vive! No temas a lo que vendrá mañana, si te detienes a pensar «¿Qué pasará mañana?» te llenarás de incertidumbres, de cuestionamientos que ocuparan gran parte de tu día por que jamás sabrás que vendrá mañana, hasta que llegue ese mañana.

Días malos hay siempre. La muerte es dolorosa, no digo que no lo sea, es difícil. Pero no podemos vivir pensando en que llegará, cuando llegará o en cómo será. La vida es muy corta como para detenernos a pensar y tener miedo a algo que de ley llegará cuando menos lo esperemos. Por eso queda disfrutar de tu vida plenamente, haz lo que te gusta, lo que te hace feliz, se feliz. La muerte llegará, pero es mejor recibirla felices y gozosos que con miedos e incertidumbres. ¡vive!

Del mismo autor: El imponente ferrocarril mexicano

Espero mi post sea de tu agrado, deseo que te encuentres bien en esta época difícil, sonríe y se feliz, ¡un saludo! Y si lo deseas puedes seguirme en mi Instagram donde comparto mi trabajo de fotografía.

¡Regálame una calificación!

Calificación promedio 5 / 5. Votos totales 1

No hay votos, ¡sé el primero en puntuar!

¡Déjanos tu opinión!