La incertidumbre de tu destino

Por más que planifiquemos, por más que nos esforcemos por llegar a alguna meta, por seguir un camino. La realidad es que siempre será una total incertidumbre, no hay nada escrito concretamente. Todo termina siendo una incertidumbre.

Así que no es posible asegurar el «qué será» pero si algo es verdad es que queda en nosotros aprender, disfrutar y recorrer el camino hasta llegar al verdadero «qué será». Lo que sí está en nuestras manos es trabajar en nuestro presente para que ese destino sea lo más conveniente posible.

Un consejo de mi madre

Hace un tiempo por cuestiones personales, me empecé a cuestionar mucho sobre qué será de mí, sobre si estaré solo, acompañado, con un trabajo, con un auto, etc. Supongo que son pensamientos normales de una persona que esta a punto de terminar la universidad.

A todo esto mi madre me dijo una pequeña oración, sencilla, y realmente pequeña, pero el significado es fantástico.

“Va a ser de ti, lo que tú quieras que sea”.

Lo que ella quiere expresar con esto es que tu forjas el destino que tú quieres, si tu quieres tener un automóvil, trabaja, ahorra, etc. Si tú quieres tener una relación, sal a conocer gente. Lo que ella me contó es que cada quien tiene lo que quiere, tanto cosas buenas, como malas.

Claro, hay cosas con una dificultad mayor, pero eso solo significa un esfuerzo mayor.

Gradiente atardecer con nubes en el cielo.
Gradiente atardecer con nubes en el cielo que expresan el rojizo color del ocaso. Una imagen para reflexionar sobre la incertidumbre de la vida.

Las dificultades

En ese camino que recorremos siempre habrá cosas que nos dificulten o nos pongan a prueba todas nuestras ganas, nuestra autoestima. Pero esas mismas dificultades son las que nos harán más fuertes y se encargarán de llevarnos al final. Todo depende de nosotros.

«Nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde» dicen por ahí, pero yo pienso un poco distinto, «siempre supiste lo que tenías, pero pensabas que nunca lo ibas a perder» debes valorar cada una de las cosas o personas que se crucen contigo en ese camino.

Disfruta de ese camino, y al llegar al final, la incertidumbre no gobernará en tu mente.

También te puede interesar: El camino hacia la cima

Espero este post sea de tu agrado, te invito a seguirme en mi Instagram en donde comparto mis fotografías.

¿Te ha gustado? ¡Tómate un segundo para apoyarnos en Patreon!

Deja un pensamiento